• Tienda
  • Cultura Fnac
Eventos

Carlos Luján, Nuevo Talento Fnac de Fotografía 2004

Culturafnac
Por Culturafnac
El 01/01/2009
227
Carlos Luján, Nuevo Talento Fnac de Fotografía 2004

‘AsiaTown in Paris’ es un trabajo sobre la vida diaria, cultural y religiosa de la población asiática en París, compuesta por chinos, vietnamitas, camboyanos y laosianos que, aunque bien integrados en las costumbres occidentales, no olvidan sus orígenes e intentan que permanezcan vivos en las futuras generaciones.

La fotografía es para mí un medio que, por su instantaneidad, me permite dar una visión franca y directa de la realidad en la que vivo. No es sólo un soporte documental, es una manera de expresar y de contar gráficamente lo que sucede en mi entorno, es un intento de hacer partícipe a todo aquel que vea mi trabajo de mi visión del mundo, de mis emociones y, sobre todo, una manera de contarles lo que pasa a su alrededor, muchas veces invisible por la fugacidad del momento.

La fotografia también es luz. No sólo eso, es el dominio de ésta y el intento de armonizar tu mirada con el asunto que desarrollas. Aprovechar los tonos y colores que te brinda el espacio para establecer un lenguaje único y auténtico con el mundo que te rodea.

Por todo esto, y apasionado por la diversidad cultural y por la autenticidad de la población asiática parisina, llevar a cabo un trabajo documental sobre esta comunidad aprovechando mi estancia en la capital francesa era una ocasión que no podía dejar pasar.

El reportaje muestra la vida diaria, cultural y religiosa de varias comunidades que forman el conjunto de la población asiática en París: chinos, vietnamitas, laosianos y camboyanos. Estas comunidades, aunque muy cerradas, se han adaptado bastante bien al dinamismo occidental, sobre todo las segundas y terceras generaciones, pero hay una lucha interna para no perder su raíces y que se disuelvan en la cultura del olvido.

'Asiatown in Paris', no es un trabajo cerrado; nunca tendrá fin. La evolución de estas comunidades y de la inmigración en Europa está en constante crecimiento. Es importante conocer este hecho y saber que el futuro pasa por un mutuo entendimiento.

Carlos Luján


SOBRE EL GANADORCarlos Luján 03.jpg

Carlos Luján nació en Valencia en 1975. Estudió imagen y sonido y posteriormente fotografía en la Escuela de Artes y Oficios de Valencia.

En la actualidad publica sus trabajos en revistas nacionales e internacionales. Su interés por la fotografía documental le ha llevado a realizar varios reportajes: 'En ruta', sobre la vida diaria de los camioneros; 'Istanbul', una visión contemporánea de la ciudad; y, por supuesto, 'AsiaTown in Paris', por el que ha sido elegido como Nuevo Talento Fnac de Fotografía 2004.

Luján ha recibido varios premios y becas por sus trabajos, entre las que destacan: la Beca Alcoimatge (Alcoi), el Premio Injuve de Fotografía (Madrid) y la Beca Art Visual (Conselleria de Cultura, Valencia).

Sus trabajos son representados por las agencias ASA, en España y Nazca Pictures, en Italia.

Su elección como Nuevo Talento Fnac y la exposición de sus fotografías en el circuito español e internacional de la Galería Fotográfica Fnac supone un verdadero descubrimiento y una merecida presentación a un público mayoritario.


ENTREVISTA

Estabas en París, con una beca del Ministerio de Cultura apoyándote, y surge la idea de fotografiar a la comunidad asiática en París... ¿Qué otros temas te propusiste y por qué preferiste escoger este?
Para poder acceder a la beca, presenté un proyecto sobre foto de calle, documentar sobre la gente, las calles, etc. Y esto es realmente lo que comencé a trabajar al llegar a París. Pero, casualmente, una tarde me topé con una sesión fotográfica para una boda china en la Place de la Concorde -la foto del coche rosa es de ese día- y me quedé alucinado con lo que vi.

Al tiempo, un amigo y su novia de origen laosiano, me invitaron a otra boda de un familiar que se casaba por el rito budista-laosiano, y el tema me enganchó definitivamente. Mostré las fotos que había realizado durante estos días a una agencia de fotografía y me propusieron continuar el tema junto a una periodista que ellos me presentaron. Empezamos a indagar sobre estas comunidades y salió 'Asiatown in Paris'.

En 'Asiatown in Paris' hay un gran acercamiento –te has metido en sus salones, en sus ceremonias...- a una cultura que en un principio parece llena de misterio, tan desconocida, con unos códigos y unos protocolos radicalmente diferentes a los occidentales. ¿Cómo has conseguido esa aproximación? ¿Ha llegado el momento en el que has logrado realmente pasar desapercibido?
La aproximación se consiguió poco a poco, gracias al trabajo de investigación que realicé junto a una periodista francesa. Pasábamos horas frente a Internet y junto al teléfono buscando asociaciones y particulares que nos ayudaran a entrar en Pagodas y fiestas, con la intención de conocer gente y poder desarrollar el trabajo.

En cuanto a pasar desapercibido, cuesta lo suyo. En una Pagoda puede haber doscientos fieles, y yo era el único con rasgos occidentales, que además llevaba una cámara. Las primeras veces es complicado, porque tú eres el protagonista y todos te miran, pero al tiempo ni se acuerdan de ti. Lo mejor es saber cómo se comportan en sus espacios para acomodarte a su ritmo y no meter la pata ni hacerte notar.

Dices de tu obra "intento hacer partícipe a todo aquel que vea mi trabajo de mi visión del mundo, de mis emociones y, sobre todo, una manera de contarles lo que pasa a su alrededor, muchas veces invisible por la fugacidad del momento". ¿Cómo ha influido este trabajo en tu visión del mundo, tus emociones... y tu manera de contar las cosas?
Bueno, cuando me refiero a 'mi visión del mundo' lo que quiero decir es 'mi visión del tema que he elegido para fotografiar'. El fotoperiodismo, al igual que el periodismo en general, no es objetivo al cien por cien. Queriendo o no te posicionas siempre a un lado de las historias. Yo en este trabajo podría haber optado por la parte más dura, buscar la prostitución asiática en la ciudad o intentar denunciar las mafias de inmigración ilegal, pero opté por un tipo de reportaje más noble.

Esto no quiere decir que ignore estas partes del tema, me parecen importantes y si veo la ocasión intentaré documentarlas, pero es importante que la gente conozca que la inmigración no sólo son pateras o guetos aislados, también hay personas que enriquecen y mejoran la sociedad a la que son advenedizos.

En cuanto a mis emociones y manera de contar las cosas, pues cada trabajo no hace más que enriquecerte. 'Asiatown in Paris' es, hasta la fecha, mi reportaje más largo y al que más tiempo he dedicado. Es evidente que ha marcado un antes y un después en mi estilo gráfico y narrativo.

Carlos Luján 01.jpg

Te consideras fotoperiodista... ¿qué opinión te merece el fotoperiodismo en España? ¿Crees que se profundiza suficientemente en los temas? ¿Los medios de comunicación valoran ese esfuerzo, o sólo buscan imágenes llamativas?Sí, me considero fotoperiodista. Yo fotografío con vista a publicar mis trabajos en revistas o libros, contar situaciones e historias que me parecen interesantes y que creo que a la gente también le pueden interesar.

Sobre si se profundiza, esto es cuestión de cada fotógrafo, yo nunca quedo al cien por cien satisfecho con los trabajos, siempre pienso que me falta algo o que debería haber profundizado más, pero es inevitable darle un fin al tema, revisar todo el material y editar de forma que el volumen final tenga un significado y se entienda lo que quieres contar.

En relación a los medios de comunicación creo que la TV bien hecha, me refiero a los documentales serios, pueden mostrar mucho mejor los trabajos, la edición normalmente es del mismo realizador y se emite íntegro. En un reportaje fotográfico, podemos profundizar tanto o más que estos realizadores, pero las fotografías que se publican nunca llegan al veinte por cien del trabajo que has realizado, y tampoco editas tú las imágenes que irán publicadas, con lo que muchas veces hay una diferencia de lo que querías mostrar a lo que se muestra.Carlos Luján 02.jpg

¿Crees en la función social de la fotografía?
Por supuesto. Soy consciente que no se puede cambiar la dinámica mundial por un trabajo o una foto, pero estamos ahí, y eso cuenta.

En España... ¿a qué ciudades irías y qué comunidades fotografiarías?
En España el grupo que más predomina es el chino y el coreano, este último por lo que he estado investigando es muy numeroso en las Islas Canarias.

Pero seguramente me centraré en las grandes ciudades como Madrid, Barcelona y Valencia, aunque tal vez el trabajo aquí me llevará a otros sitios más pequeños, es lo que me está pasando en Italia, las ciudades como Roma o Milán tienen una población asiática importante, pero estoy fotografiando la de Prato, que es muy numerosa y activa, lo que me permite ir directamente al grano, ya que representa muy bien lo que es una comunidad china en Europa.

En anteriores trabajos has fotografiado la vida de camioneros, toreros... no es el mismo acercamiento a un camionero que a un monje budista... ¿cómo te preparas para ese cambio?
El modo de acercarte a los diferentes personajes te lo pide el medio en el que se mueven. Hay un protocolo de comportamiento que tienes que captar rápidamente, sobre todo en el primer acercamiento. Es muy importante interesarte por todo lo que hacen y fijarte en cualquier detalle que te dé pistas para entablar una conversación.

32 fotografías de 'AsiaTown in Paris' van a ser expuestas en las Galerías Fnac de toda España, pero... ¿concebiste el trabajo como una exposición o como un reportaje periodístico?
Como un reportaje periodístico y siempre pensando en publicarlo. Las exposiciones son importantes, ya que las fotografías se ven a un tamaño mayor, puedes controlar de primera mano todo el proceso y son más llamativas para la gente, pero no es algo que me quite el sueño. Yo prefiero ser lector que espectador de fotografía.

Al no tener un texto de apoyo... ¿Cómo has editado tus fotos para la exposición? ¿Es tu intención que a tu trabajo no le hagan falta palabras?
A cualquier edición me enfrento intentando contar una historia, que se pueda entender todo el proceso narrativo del reportaje, esto es lo que he hecho en esta exposición. Sin embargo, se pueden ver distintas ediciones de este trabajo. La agencia Nazca Pictures, lo ha editado como una proyección audiovisual, centrándose en el encadenado de imágenes por color o por el formato de estas (horizontales o verticales), me parece totalmente válido ya que no desvirtúa la idea original de la serie.

En cuanto a las palabras, son importantes, sobre todo los pies de foto en los medios gráficos. Es importante explicar lo que sucede, dónde y cuando para que no haya desvirtuación de la información en una exposición prefiero que el espectador se monte su película, ya que al haber mayor número de fotos, ya le estas dando más pistas sobre la historia.

Has dicho en alguna ocasión que el tema central de 'Asiatown in Paris' no tiene fin... ¿pero tú cuándo lo vas a considerar tu trabajo terminado?
No tiene un fin previsto porque este tipo de trabajos sobre comunidades inmigrantes está en continuo cambio y es muy difícil plantarte en un punto concreto. Lo importante es descubrir el núcleo importante, y reconocer que siempre se mantendrá con la misma estructura. Si los reconozco en todos los lugares que visite y los consigo relacionar entre ellos, seguro que el reportaje estará acabado, ya que todo lo que pase alrededor podrá ser noticia, pero no cambiará mucho la organización de estas comunidades.

Ana Bolívar

Tu valoración : Je détesteJe n'aime pasCa vaJ'aimeJ'adore