• Tienda
  • Cultura Fnac
Recomendaciones | Cómic

Filosofía al punto de sal

Culturafnac
Por Culturafnac
El 17/10/2016
124
Filosofía al punto de sal

 

Taniguchi y Kusumi regresan al universo gastronómico callejero con su viejo amigo, el gourmet solitario, con un menú lleno de sensibilidad.

 

gourmet_port2_new

 

 

 

Hace ya dieciséis años (en nuestro país, tan sólo seis) que se publicó en Japón El gourmet solitario, la colaboración entre el dibujante japonés más europeo, Jiro Taniguchi, y el escritor Masayuki Kusumi, que supuso un giro vanguardista en los temas tradicionales del manga al centrarse en la riqueza gastronómica del país nipón, desde una perspectiva tanto culinaria como social. No tanto como una catalogación a modo de guía de viaje, sino como un recorrido más cercano a la filosofía zen donde la oportunidad de probar algo nuevo se convierte en toda una experiencia sencilla aunque profundamente sensorial e intelectual para el protagonista. Tanto es así, que además de su repercusión en el ámbito comiquero (en nuestro país la cultura gastronómica no estaba tan desarrollada como desde unos pocos años hacia aquí, y por ello su publicación se vio tan demorada, aunque al menos Astiberri dio en el clavo cuando lo hizo) que propinó incluso una serie televisiva de imagen real que ya va por su quinta temporada de emisión.

Esta vez con sólo un breve tiempo tras su aparición en Japón, Goro Inokahira (que así se llama el gourmet) vuelve a su pasatiempo favorito, facilitado por el hecho de su profesión de viajante. Para él, el tiempo del almuerzo es casi tan importante o más que su propio trabajo, y la elección de un restaurante a la hora de comer supone toda una investigación y una oportunidad magnífica para probar cosas nuevas. Su sencillez y sus valoraciones mundanas de lo que prueba y descubre alejan de él que se le pueda tachar de esnobismo, pues siempre busca los lugares más alejados de las modas y lo que le llama más la atención de allá a donde le toque viajar. Eso le llevará a tabernas familiares, restaurantes caseros y todo tipo de puestos callejeros, donde durante esos minutos de meditación gustativa descubrirá nuevos platos, variaciones de clásicos culinarios de la amplia gastronomía japonesa e incursiones en la cocina de otros países, como probar la pizza en un puesto a pie de calle o un plato de origen peruano sin salir de Japón.

gourmet_int1


Sin tramas fuera de la cotidianidad ni intrigas que la hagan salir de su tranquila candidez, la narración de Kusumi nos lleva en cada capítulo a una ciudad de Japón (aunque predomina los escenarios en barrios de Tokio, e incluso en una ocasión viaja a París), comenzando con el gourmet solitario buscando o escogiendo el lugar donde liberar su filosofía del alimento equilibrado con la naturaleza y la pausa del disfrute de la contemplación. Tampoco se trata de una crítica gastronómica de primer nivel, tan sólo se dedica a analizar la composición de su menú, resaltar lo acertado o lamentarse cuando no acierta con sus gustos, e intenta sazonar o adornar con alguna salsa el infortunio del desatino elegido.

Por encima del análisis sectorial pormenorizado está la descripción del placer, la degustación de plato y momento, una admiración sensitiva similar a la relajación que produce la escucha del silencio, una filosofía cuyo epicentro es el espíritu de la recepción pausada y digerida con detenimiento de los sentidos.

A esto contribuye, y mucho, el dibujo de línea clara, precisa e igualmente contemplativa de Taniguchi (de ahí su comparativa con la bd francesa), con su obsesión por el conjunto de la escena, los fondos que toman un protagonismo inusual y que aquí crean una atmósfera y una ambientación donde se respira equilibrio y realidad, que al igual que los platos que desfilan ante nuestros ojos nos invitan a degustar la contemplación de las grandes y las pequeñas cosas, de los detalles de las decoraciones de los locales y la minuciosidad de los platos representados, que se hacen muy apetecibles a pesar de la dificultad que entraña el dibujo en blanco y negro para lograr transmitir esa sensación.

 

gourmet_int2

Quizá por su ritmo pausado y episódico, y su focalización tan centrada en la cultura gastronómica oriental, pueda parecer que no se trata de una lectura para todos los públicos, y sin embargo nada más alejado de la realidad. Al igual que su primera parte (esta no es más que una continuación de sus viajes, podría formar un todo entre ellas y sus posibles y deseadas futuras entregas), además de descubrirnos la riqueza de la cocina japonesa, que hay todo un universo más allá del ramen o el sushi, es un verdadero tratado filosófico de como tomarse la vida de un modo casi zen, de disfrutar de cada momento absorbiendo lo mejor que puede ofrecernos con el detenimiento que se merece.

Y es que cuando dejas caer por la garganta un poco de sopa miso, con el inconfundible toque de algas nori flotando en la boca, el tiempo bien merece tomarse un respiro y pararse a degustar el silencio.


Texto: David Romera (Fnac.es)

Etiquetas: comic novela gráfica
Tu valoración : Je détesteJe n'aime pasCa vaJ'aimeJ'adore
1 producto(s)
Paseos de un gourmet solitario

Paseos de un gourmet solitario

Normal | Cómic | Astiberri | marzo de 2016 Desde: 13,30€