• Tienda
  • Cultura Fnac
Recomendaciones | Cómic

Jiro Taniguchi: El tiempo entre dos palmadas

Culturafnac
Por Culturafnac
El 03/04/2017
1610
Jiro Taniguchi: El tiempo entre dos palmadas

 

Jiro Taniguchi fue el autor que mejor plasmó la contemplación y el peso del presente. Repasamos su obra, llena de instantes entre momentos

 

Ese momento en el que durante un paseo silencioso por el parque, sin apenas gente alrededor, sientes una percepción especial que te hace notar el aire que sopla y mueve las ramas de los árboles, provocando una reacción en los pájaros posados sobre ellas, o que te pierdes en el jugueteo de una ardilla con algo que ha encontrado y no sabe bien qué hacer con ello. O ese silencio que enmascara el análisis de lo que te rodea mientras estás tomando un café, solo, en la barra de un bar, no con intención detectivesca sino dándote cuenta del equilibrio perfecto de la existencia y que te hace preguntarte cuál es tu papel en ella, en esa vida que discurre sin freno aparente y que sin embargo te envuelve y te arropa como algo suyo.

 

jiro taniguchi


Jiro Taniguchi (Japón, 1947 - 2017) fue el dibujante de esos momentos, vistiendo a sus mangas de esa dignidad trascendental que otorga el equilibrio natural y la contemplación zen de los pequeños detalles y la vida cotidiana. Al contrario de lo que conocemos habitualmente en Occidente como manga, como pueden ser historias de ciencia-ficción llenas de acción a raudales, héroes hiperbólicos envueltos en marañas de líneas cinéticas y dramas de lectura rápida (por otro lado, un menú muy apetecible para determinados momentos), el cómic de Taniguchi es el manga de la contemplación, de la lectura pausada, profunda y enriquecedora, todo un manifiesto sin pretenderlo de la slow life, del disfrute del paso de tiempo y la poesía de todos los detalles, con especial atención a los, en un inicio, aparentemente insignificantes que tras ese análisis se revelan básicos para entender la situación en su plenitud. Como el protagonista de 'El gourmet solitario' y 'Paseos de un gourmet solitario', que en cada capítulo se deleita en los placeres de la gastronomía culinaria del Japón urbano y de los suburbios, analizando el plato y su contexto minuciosamente y extrayendo lo mejor de la aportación de cada ingrediente.

 

jiro taniguchi gourmet

 

Una de sus constantes son, como el gourmet, los personajes aparentemente anodinos, casi anónimos, como oficinistas sin nombre que en los momentos que les deja el trabajo contemplan la naturaleza con avidez por el momento, desvelando un espíritu curioso y sabio, como el protagonista de 'El caminante', unos de sus primeros éxitos en Francia (como casi todo el manga, al principio siempre nos llegaba a través de Francia, el país europeo que antes se rindió a las bondades del cómic japonés), en cuyas historias contempla la realidad de sus descansos y se detiene a bajar un juguete perdido de un árbol, o contempla el mundo con otros ojos cuando accidentalmente se le rompen las gafas y sólo se puede fijar en lo inmediatamente cercano.


La obsesión con el pasado y las decisiones que nos hacen ser quienes somos es otra de sus constantes, como en una de sus obras más celebres, 'El almanaque de mi padre', de las más autobiográficas de Taniguchi, donde la pérdida del padre hace al protagonista madurar antes de lo esperado y repasar todo su legado para entender su presente. Ese regreso al pasado, a su infancia, es también parte en 'El zoo en invierno', donde un aspirante a mangaka (dibujante de mangas) viaja a Tokio para perseguir su sueño y descubrirá todo un mundo de sensaciones que no tenía en su entorno rural natal, y que no será tan fácil de compaginar con todas sus ambiciones. O 'La montaña mágica', donde el protagonista y su hermana siendo pequeños se enfrentaran a la muerte de su padre y el internamiento de su madre enferma, dejándoles solos ante los envites de la vida.

 

jiro taniguchi el almanaque de mi padre

 

Pero donde llega al paroxismo la idea del eterno retorno es en 'Barrio lejano', una de sus obras más conseguidas y emotivas, donde un oficinista regresa por error al pueblo donde se crió y aprovecha para visitar la tumba de su madre. Se quedará dormido sobre ésta y cuando despierte lo hará en su cuerpo con quince años pero con la experiencia y los conocimientos de su yo maduro, reviviendo momentos claves de su adolescencia como el abandono de su padre o el primer amor. Una fábula acerca de las oportunidades perdidas, la importancia del pasado en el proceso de formación de las personas que somos y la nostalgia de los sentimientos que creíamos perdidos.


A todo esto ayuda, y no poco, el estilo depurado del que hacía gala el autor japonés, con una minuciosa atención a los detalles y un trazo limpio y puro, que él mismo reconocía influenciado por el cómic de línea clara franco-belga (la admiración era mutua entre ambos lados del globo), y que resulta evidente en álbumes como 'Los guardianes del Louvre', donde Taniguchi, tras pasar un mes en París visitando casi todos los días el Museo del Louvre, elabora una historia de exaltación del arte y la importancia del entorno donde éste se percibe, con esos toques de magia cotidiana que tienen muchas de sus obras. También tocó otros géneros, como buen autor versátil que trabajo tanto con otros guionistas como autor total, como el contacto con la naturaleza en la serie 'La cumbre de los dioses', donde el alpinismo y la necesidad de alcanzar la cumbre es toda una metáfora de las consecuciones de la vida, o la ciencia ficción en 'Crónicas de la Era Glacial', una epopeya donde la humanidad ha quedado relegada a vivir en un periodo de congelamiento global perenne.

 

comic jiro taniguchi

 

Un humanismo a prueba de bombas, a pesar de nuestras propias acciones, y la apreciación de los detalles y su importancia fundamental en el todo global son las bases sobre las que se cimientan la obra de Taniguchi, un legado que desgraciadamente ahora tiene principio y final, y que sin embargo nos regaló a todos lo que nos asomemos a sus páginas una lectura excepcional con la capacidad de transformar un poquito nuestro mundo interior, y la forma en la que vemos el que nos rodea.

Gracias, maestro.

 

Texto: David Romera (Fnac.es)

 

jiro taniguchi sorteo


SORTEO  

Los ganadores de los 2 ejemplares de 'Paseos de un gourmet solitario' (Astiberri) son...

MIGUEL SANTOS HERRÁN
ROSA EVA SIERRA GÓMEZ


 

¡ENHORABUENA!

 

Tu valoración : Je détesteJe n'aime pasCa vaJ'aimeJ'adore
7 producto(s)s
El gourmet solitario

El gourmet solitario

Jiro Taniguchi Ver todo tu universo, Masayuki Kusumi Normal | Cómic | Astiberri | Desde: 17,10€
El caminante

El caminante

Jiro Taniguchi Ver todo tu universo Normal | Cómic | Ponent mon | marzo de 2015 Desde: 22,80€
Barrio lejano

Barrio lejano

Normal | Cómic | Ponent mon | Desde: 22,80€
La montaña mágica

La montaña mágica

Normal | Cómic | Ponent mon | septiembre de 2016 Desde: 17,10€
Paseos de un gourmet solitario

Paseos de un gourmet solitario

Normal | Cómic | Astiberri | marzo de 2016 Desde: 13,30€
Un zoo en invierno

Un zoo en invierno

Normal | Cómic | Ponent mon | noviembre de 2015 Desde: 17,10€
Crónicas de la Era Glacial 1

Crónicas de la Era Glacial 1

Jiro Taniguchi Ver todo tu universo Bolsillo | Cómic | Planeta comic | abril de 2016 Desde: 18€