• Tienda
  • Cultura Fnac
Recomendaciones | Cine

Rocky: El luchador del corazón de oro

Culturafnac
Por Culturafnac
El 13/06/2019
250
Rocky: El luchador del corazón de oro

Antes de entrenar a Adonis Creed, Rocky Balboa fue el dios del cuadrilátero. Repasamos su longeva vida cinematográfica.

¡Adriaaaaaaan! Rocky Balboa llama a su enamorada desde el ring. Puede que su mandíbula esté destrozada o que su loada nariz por fin haya claudicado. ¡Adriaaaaaaan! La apocada trabajadora de la tienda de animales intenta hacerse un hueco entre la muchedumbre. No es tarea fácil: la prensa y el público están enloquecidos tras el espectáculo que acaba de acontecer. ¡Adriaaaaaaan! Rocky acaba de perder el título, pero ha estado a la altura del campeón, el estiloso Apollo Creed. ¡Adriaaaaaan! El grito se va ahogando, pero la adorada ya está cerca. Llega a la altura de su querido, se abrazan. ‘El potro italiano’ le dice al oído Te amo. Estamos en 1976, un nuevo mito ha nacido. Rocky Balboa, el héroe del pueblo.

Con cuatro duros y mucho talento, Sylvester Stallone construyó un personaje icónico que se tradujo en tres premios de la Academia, el de mejor película entre ellos, y ocho secuelas (seis de la saga original y dos de su spin-off centrado en la figura del hijo de Apollo, en las que Rocky adopta un lugar secundario). La historia de Rocky Balboa es una de las mejores narraciones y progresiones de un personaje cinematográfico que hemos podido experimentar en nuestras pantallas. Al igual que el Capitán América, Rocky es el epítome de la bondad del ser humano. Un trabajador incansable que ve cómo del día a la mañana, se convierte en el símbolo de los más desfavorecidos y no pierde la cabeza por ello. Pero Stallone no nos vende El Sueño Americano, sino que lo disecciona y critica de manera inteligente, especialmente sus debacles económicas y el acertadísimo discurso final de ‘Rocky IV’.

Para celebrar la llegada de ‘Creed II’, nos mojamos ordenando las películas de la saga clásica de no tan genial a obra maestra. Ding, ding, ding. Comienza la pelea.

 

rocky peliculas

 

6. ‘ROCKY III’ (Sylvester Stallone, 1982)

El crossover más ambicioso de la historia (Mr. T y Hulk Hogan se unían a la saga) terminó siendo la entrega más descafeinada y desdibujada de todas. Pocos momentos perduran en la memoria de esta ‘Rocky III’, si acaso la rueda de prensa previa al combate a los pies de la estatua de Rocky en la que Mr. T se ofrecía a satisfacer sexualmente a la pobre Adrian con un tono aberrante.

5. ‘ROCKY II’ (Sylvester Stallone, 1979)

Esta secuela no es solo la continuación directa de la original de Avildsen, sino que sirve de reverso (aún más luminoso) de la misma. De siempre nos ha encantado que los planes salgan bien y en esta los de Rocky salen de vicio. Bodorrio, un enemigo convertido en amigo para toda la vida y todo un título de campeón del mundo. A pedir de boca.

4. 'ROCKY V’ (John G. Avildsen, 1990)

Aunque queda parecerlo primeras, no estamos ante un reboot al uso. El pueblerino Tommy Gunn no es tan bueno como parece y en los primeros borradores de guion incluso se cargaba al pobre Rocky... la decisión de última hora de no cargarse a nuestro púgil favorito se convirtió en uno de los cúlmenes de la historia del cine de acción: la pelea callejera entre Tommy y Rocky.

3. 'ROCKY IV’ (Sylvester Stallone, 1985)

La Guerra Fría irrumpe en el Universo Cinematográfico de Rocky por todo lo alto con Ivan Drago, el invencible guerrero soviético. Lejos de convertirse en una película propagandística, ‘Rocky IV’ es un poderoso alegato pacifista a favor de la unión entre los pueblos para salir adelante en forma de colección de videoclips ochenteros de aúpa... y además posee una de las escenas más locas de la historia del cine: la presentación de Apollo con la actuación en directo de ‘Living in America’ de James Brown.

2. ‘ROCKY BALBOA’ (Sylvester Stallone, 2006)

Treinta años después de la primera entrega y dieciséis más tarde de su última pelea, Rocky vuelve al ring. ‘Rocky Balboa’ es el panegírico del mito. Un retrato crepuscular de aquel que vivió las mieles del Olimpo. Más adulto y cabal, Rocky hace las paces con su ego herido y con los que ya no están. Esta infravalorada entrega posee alguno de los momentos más bellos y emotivos de la saga, como es el veredicto del combate final.

1.‘ROCKY’ (John G. Avildsen, 1976)

`Los cuatrocientos golpes’ del potro italiano. Un Stallone adorable y tontorrón se abre en canal para mostrarnos sus inquietudes amorosas (esa Adrian, tan alejada del arquetipo de belleza preponderante en la época) y su preocupación por el bienestar de la comunidad (que sirva como ejemplo su icónica charla con la pequeña Mary). Emocionante cinta de corte clásico que sirvió como modelo de comportamiento a toda una generación.

 

Texto: David Lastra (Fnac Callao).

Tu valoración : Je détesteJe n'aime pasCa vaJ'aimeJ'adore