• Tienda
  • Cultura Fnac
Recomendaciones | Tecnología

Samsung Note 20: Diferencias fraternales

Culturafnac
Por Culturafnac
El 14/10/2020
438
Samsung Note 20: Diferencias fraternales

El smartphone más famoso de Samsung llega a nuestras tiendas con la mejor de las expectativas y con el firme objetivo de separarse de la competencia como el único tope de gama capaz de usar un stylus integrado en el mismo cuerpo del teléfono. Si quieres conocer sus características más importantes, sigue leyendo.

La gama Note siempre ha sido mi favorita dentro de la familia de los coreanos y el motivo es fácil de entender: en un mercado saturado de resoluciones imposibles, frecuencias elevadas, pantallas infinitas y procesadores cada vez más potentes, es importante saber diferenciarse de la competencia. Samsung siempre lo logra con su Note, porque no existe nada parecido dentro de nuestras fronteras y cubre un espacio designado a aquellos usuarios que quieren tomar notas, dibujar o retocar imágenes de una forma mucho más precisa que en un terminal sin stylus.

 

SAMSUNG-NOTE-20


El S-Pen es el argumento definitivo de estos nuevos Note 20, que podremos escoger en dos formatos, el tope de gama o Samsung Note 20 Ultra y el Note 20, que en esta edición cuentan con diferencias bastante notables entre ellos, ,muchas más que cuando comparamos sus predecesores, los Note 10. En esta ocasión parece que Samsung ha puesto toda la carne en el asador en el modelo Ultra, reservando el Note 20 para aquellos usuarios que no necesitan una configuración Premium pero sí valoran el uso del stylus.

 

 

SAMSUNG-NOTE-20-ULTRA

Tomaré como partida el Note 20 Ultra para diferenciarlo de su hermano pequeño. Comencemos por el S-Pen, que en este año ha cambiado de posición y mientras que en los Note anteriores estaba ubicado en el lado derecho, en el actual lo encontramos en el lado izquierdo. El S-Pen del Note Ultra permite una respuesta mucho más rápida que en el modelo inferior: 9 milisegundos que favorecen un trazado preciso y muy rápido, facilitando una escritura cómoda y cercana a la analógica. Apreciaremos la diferencia con el Note 20, aunque éste también mejora la respuesta del anterior Note 10, por lo que el avance en ambos modelos es evidente.

El S-Pen ofrece una experiencia única. Su conectividad bluetooth nos permite usarlo como un mando remoto, para controlar presentaciones, activar la cámara y programar gestos que ejecutarán las aplicaciones seleccionadas sin tocar el smartphone. El stylus es lo que hace del Note 20 un smartphone diferente. Merece la pena probarlo, pero lo advierto: si te decides, es probable que no vuelvas a querer un teléfono sin uno.

En el hardware los Note 20 se parecen bastante. De hecho, es casi la única característica que comparten en condiciones similares, montando un Exynos 990 y hasta 8 GBs de RAM (12 en el caso del Ultra), un procesador potente, apto para todo tipo de tareas, desde la ofimática más exigente hasta los juegos que consumen más recursos. En ambos modelos encontramos compatibilidad con 5G, aunque difieren ligeramente en la capacidad de la batería, cuya autonomía será más duradera en el Note 20.

 

SAMSUNG-NOTE-20-comparativa

Esto se debe a una de las diferencias más notables entre ambos modelos, la pantalla. No me refiero al tamaño, donde existe una comparación evidente entre las 6,9” del Ultra y su resolución Quad HD+ frente a las 6,7 Full HD+ del Note. Lo más llamativo han sido los 120 Hz de frecuencia de actualización que sólo están presentes en el panel Amoled del hermano mayor. Esto ha asombrado a la comunidad tecnófila, que esperaba que ambos terminales fueran compatibles con los nuevos refrescos aumentados. El Note 20, sin embargo, se queda en los 60 Hz, lo que favorecerá un consumo más reducido de batería.

El diseño de la pantalla también es distinto entre un smartphone y otro. El Ultra mantiene las curvas tradicionales de otros de los buques insignia de los coreanos, mientras que el Note se queda en un formato plano y presenta una trasera de plástico imitando vidrio que Samsung ha bautizado como “glasstic”. El Ultra respeta el diseño premium de un terminal tope de gama, con vidrio en la trasera y el reciente Gorilla Glass Victus, más resistente a golpes y a caídas que el Gorilla Glass 6 del Note 20. 

Mas diferencias en el módulo de cámaras, donde el Note 20 monta una tríada de lentes, con una principal y un gran angular de 12 megapíxeles a las que se suma un zoom de 64 megapíxeles de 3 aumentos ópticos, mientras que en el Ultra encontramos un sensor de 108 megapíxeles, un angular y un zoom de 12, aunque en este caso alcanzará los cinco aumentos ópticos. Podremos llegar a distancias focales mayores con el zoom digital, pero como era de esperar la calidad es limitada, y sólo las usaremos cuando necesitamos capturar un detalle a nivel informativo. A destacar el enfoque por láser exclusivo del modelo Ultra, y gracias al cual podremos cambiar el plano focal en pocos segundos, mejorando la falta de nitidez característica de muchos terminales que no son capaces de enfocar rápidamente. En los dos Note podremos grabar video 8k, aunque sólo en el Ultra encontraremos ranura MicroSD para ampliar la capacidad de memoria y poder alojar los vídeos sin temor a quedarnos sin espacio en las versiones con menos almacenamiento.

Samsung ha establecido una frontera muy evidente entre el Note 20 y el Note 20 Ultra. Frente a otros lanzamientos anteriores en los que las diferencias entre ambos terminales eran sutiles, en este 2020 los coreanos han dejado claro que aunque lleven el mismo apellido, los Note 20 no sólo se diferencian en el tamaño de pantalla. Los usuarios podrán optar en ambos casos a un terminal de rendimiento excelente, y al inigualable uso del S-Pen como herramienta imprescindible una vez que te has hecho a ella. Sin embargo, si buscas un verdadero buque insignia, con una configuración de cámara excelente y un diseño Premium, el Note 20 Ultra será la mejor opción.

 

Texto: Rafael Lázaro (Fnac Sevilla).

Tu valoración : Je détesteJe n'aime pasCa vaJ'aimeJ'adore